¿Cómo proteger a las mascotas de la pirotecnia?

Hay diferentes causas o detonadores del miedo en perros y gatos, como ruidos fuertes, tormentas, pirotecnia; lo que hace que pueda ser un verdadero martirio durante ciertas épocas del año para los perros que presentan este problema, causándoles muchísimo estrés y sufrimiento: taquicardia, temblores, convulsiones o salir corriendo despavoridos pudiendo exponerse a un accidente mayor.

Algunas herramientas que pueden utilizarse para prevenir, controlar o disminuir estas reacciones son: desensibilización a este tipo de ruidos y una terapia de modificación conductual con ayuda de un profesional del comportamiento animal (Etólogo).

Ésta de desensibilización consiste en utilizar grabaciones con los ruidos molestos a bajo volumen en momentos de calma durante periodos cortos al principio, y posteriormente periodos más largos y con el sonido incrementándolo gradualmente, hasta que se vuelva algo que no genere estrés en el paciente. Se puede apoyar esta terapia con la ayuda de feromonas, aromaterapia, flores de Bach, vendaje anti ansiedad (thunder jacket).

El vendaje anti ansiedad consiste en aplicar presión suave (tipo abrazo) que activa la rama del sistema nervioso que tranquiliza y restaura y hace sentir seguridad al perro. Existe la forma comercial (thunder jacket) o se puede confeccionar de manera efectiva, práctica y barata con una venda rodeando el torso en forma de 8 (* esquema) lo cual aplica un estímulo táctil que ayuda a modificar el comportamiento sin dolor y disminuyendo la ansiedad; se requiere acostumbrar a nuestro perro a este sistema aplicándolo por periodos cortos de 15-20 minutos antes de poder dejarlo por más tiempo.

Otra opción son las feromonas DAP (dog apeassing pheromone) las cuales vienen en forma de collar o difusor ambiental y son la variedad sintética de las feromonas que la madre liberaba durante el periodo de lactancia permitiendo su uso ayudar en la modificación de la conducta disminuyendo el estrés.

Existen opciones de productos que se pueden dar de manera oral como las flores de Bach y ciertos suplementos como el extracto natural de té verde que tiene propiedades relajantes y tranquilizantes ayudando a perros y gatos a recuperar su serenidad disminuyendo las reacciones frente a situaciones de estrés.

También se recomienda en casa proveer de un “espacio de seguridad” al cual tu perro sienta que puede acudir en caso necesario, esto puede ser abajo de un escritorio, abajo de la cama o su propia transportadora. Una transportadora es una excelente opción ya que además se puede forrar de material aislante al Ruido para que el estímulo estresante sea aún menor.

El proveer de un lugar seguro es muy importante sobre todo porque es accesible para tu perro aunque tú no te encuentres en casa con él durante el evento estresante.

En caso de estar en casa durante la situación estresante algo que puedes hacer es mostrarte tranquilo y bostezar notoriamente para que tu perro te vea, esto se traduce en él como una señal de que no hay peligro, ya que tú que eres el líder le dejas notar que tienes sueño y no hay de qué preocuparse.

Conjuntamente puedes utilizar Aromaterapia con aceites esenciales diluidos (mejorana, manzanilla, jengibre, coco, vainilla, valeriana, rosa, neem, menta, naranja etc) por vía cutánea y/o olfatoria.

También las flores de Bach vía oral en el agua de bebida ayudan a relajar y conseguir tranquilidad (rescue Remedy p.ej).

En el caso de los gatos el miedo a estos ruidos es menos común, pero en caso de que se presente, el proveerlo de un “lugar seguro” y el uso de feromonas también son de gran ayuda. Por lo general ellos mismos eligen su lugar seguro abajo de una cama o atrás de un mueble, solo hay que ayudarles adaptándolo lo mejor posible para aislar el ruido.

En cualquiera de estas situaciones puedes apoyarte del veterinario o etólogo para que te asesore para la situación de tu mascota en particular.

*

                      

MVZ. Karina Valenti Real
Ced. Prof 4917622


Previous Post

Pavo relleno de carne y frutos secos

Next Post

Propósitos de año nuevo: Claves para cumplirlos